No valorarte, vivir por y para la otra persona, no buscar tu espacio personal, que tu felicidad resida en satisfacer las necesidades de la otra parte de la relación… Éstas son  solo algunas de las características que podemos encontrar cuando hablamos de dependencia en pareja. Pero, ¿esto es amor o dependencia emocional?

Y es que, a veces estos estados son muy similares a los que el propio amor romántico nos vende como únicos posibles en una relación de pareja. Se confunde de este modo el amor con situaciones como la necesidad, la angustia, el dolor o el sufrimiento.

Cuando estamos dentro de una relación no es sencillo ser personas objetivas para discernir si lo que estamos viviendo es en realidad amor o una dependencia brutal de la otra persona. Son sentimientos y estados casi gaseosos que se confunden entre los estereotipos y la manera en la que entendamos nosotros y nosotras el amor (o creemos entender).

¿Qué es la dependencia emocional?

En una relación de pareja, hablamos de dependencia emocional cuando todo en tu vida es la otra personal. De este modo, dejas que sea el otro o la otra la que decida sobre tu estado de ánimo de manera continuada. No eres realmente dueño/a de tu vida, sino que más bien te dejas arrastrar como si un hilo invisible te atara a lo que la otra persona hace, siente o dice de ti.

Tienes una necesidad extrema de recibir amor y afecto, y esa gran necesidad hace que engrandezcas cualquier mínimo detalle que puedan tener contigo. Yo siempre lo comparo con tener sed. Cuando tienes mucha mucha sed un vaso de agua puede ser maravillosamente reconfortante. Y en una relación de dependencia tú tienes mucha sed de amor y afecto, y cualquier pequeña gota en el desierto te parece tan grande que aguantas hasta que llega la siguiente. Y así estás, gota a gota, en tu particular oasis.

Podemos estar ante una relación de dependencia emocional cuando:

– No soportas estar solo o sola y solo quieres estar con tu pareja.

– No estableces claramente tus límites y tienes el “no” dentro de tus palabras prohibidas.

– Antepones la relación a cualquier otro ámbito en tu vida (familia, trabajo, amigos/as).

– Tienes una gran dependencia de la comunicación con tu pareja por cualquier vía, sobre todo con las nuevas tecnologías.

– Tienes una autoestima baja y no te valoras más allá de tu papel en la relación de pareja.

Las personas que se encuentran en una relación de dependencia normalmente tienen muchos miedos y sensación de inferioridad. Representan muchas necesidades que tienen que ser cubiertas por terceras personas, y viven en una continua lucha de emociones. Tienen un miedo terrible a la soledad, y les vale cualquier persona al lado para apartarse de ella.

El amor verdadero, y ¿el amor falso?

Existe un grave problema al tener en nuestro imaginario el amor verdadero como aquel que nos hace olvidarnos de nosotras mismas como personas y vivir solo para el/la otra.

Y es que ¿qué es el amor verdadero? ¿es el mismo para todo el mundo? ¿hay un instrumento que mida cuanto de verdadero es un amor con respecto a otro? y sobre todo, ¿hay amores no verdaderos?

Los amores que no son verdaderos sencillamente no son amor. El amor siempre es amor, no puede ser otra cosa. ¿Acaso existe la no lluvia, o la no nube, o la no vida? Decididamente no; lo que existe es el sol, el cielo y la muerte. Lo que si que existe es la dependencia y esta nada tiene que ver com el Amor.

Cómo salir de una relación de dependencia

No es tarea sencilla salir de una relación de dependencia emocional. Sobre todo porque cuando estás inmerso/a en ella no eres consciente de todo lo que está sucediendo. No tienes casi perspectiva para poder darte cuenta de que no estás construyendo una relación sana para ti en tu vida.

Normalmente son las personas de tu alrededor las que pueden comenzar a darte alguna señal de que esto no va bien. Es importante escuchar y ver lo que hace nuestro entorno, aquellas personas que nos quieren bien. Puede ser que al inicio lo niegues o no puedas verlo con claridad, esto es muy común.

También es altamente importante que te mires cada día por dentro y por fuera. Que tengas unos minutos para salir de la vorágine de tu mente y mires tu vida desde lejos. Hay muchas alertas que van a saltar cuando estás en una relación de dependencia, y tú eres la persona más indicada para identificarlas. El primer paso es aceptarlo y comenzar a cambiar tus actitudes y tus actos para cambiar la situación.

Día a día, y gracias a mi profesión, acompaño a personas que identifican estas características en sus relaciones pero no se ven con fuerzas o no saben cómo salir de ellas. A veces es importante contar con la ayuda de una persona externa que te ofrece esa compañía y te enseña las herramientas necesarias para tomar otro camino que te aleje de este tipo de vínculo tóxico.

La sana costumbre de cuidar el amor

Y es que cuando estamos bien y nos sentimos equilibrados/as con nosotros mismos es la mejor situación para poder embarcarnos en esa aventura de vivir la vida acompañados/as. Solo así podremos comenzar una relación de tú a tú, con una igualdad de valor y sintiendo que somos nosotros y nosotras las que llevamos el timón de eso que estamos creando.

Lógicamente la fase del enamoramiento (esto de lo que tanto me gusta hablar) ataca a todos por igual. Y cuanto más te quieres alejar de él más viene a verte (ya te contaré porqué). Pero si tú estás bien contigo mismo y ocupas el centro de tu vida será mucho más sencillo vivir el amor desde el respeto y huyendo de dependencias.

Por esto, es importante que cuando identifiques una relación así, con dependencias emocionales, salgas de ella y luego te dediques un tiempo para ti. Para cuidarte. Para sentirte y respetarte. Porque solo así conseguirás que la siguiente vez que decidas conscientemente que alguien te acompañe en tu vida, sea cien por cien en igualdad.

Como siempre, un placer escribir. Muchas gracias por leerme, un abrazo <3

 

Si quieres información sobre las sesiones de Terapia de Pareja que ofrezco haz click aquí

 

¿Quieres leer más artículos tan interesantes como éste? ¡Tú eliges el tema! Artículos sobre…

Emociones y desarrollo personal
Personas Altamente Sensibles
Relaciones personales y Amor

relaciones con tu expareja

Eva PereaCONTACTO 
Sexóloga, Terapeuta de Pareja y Coach Personal
Experta en Personas Altamente Sensibles (PAS)
Fundadora y Directora de Terapia y Emociones

 

 

 

Leave a Reply

Your email address will not be published.